html5 templates
Mobirise

Densitometria ósea
para oficinas de farmacia


La densitometría ósea es una técnica que permite medir la densidad de calcio que tienen los huesos y evaluar la evolución de perdida de calcio, elaborando un pronóstico y por tanto hallar el umbral de fractura, permitiendo recomendar los tratamientos preventivos que mejor convengan al paciente.

Es una técnica muy fácil y rápida de realizar, dura aproximadamente unos 5-10 minutos y se hace mediante ultrasonidos, por tanto no es invasiva.

La edad obligatoria, según guías internacionales, para comenzar a hacerse la prueba es de 50 años. Aunque hay ciertas edades donde se puede hacer antes, dependiendo de si tienen factores de riesgo como, por ejemplo: 

- Mujeres postmenopáusicas con síntomas severos, sin tratamiento hormonal y con poco consumo de estrógenos.
- Mujeres postmenopáusicas que fumen o hayan fumado a lo largo de su vida, ya que el tabaco acelera la perdida de calcio en los huesos.
- Hombres y mujeres con enfermedades que asocien pérdida ósea.
- Personas mayores que tengan antecedentes en su familia de fractura de cadera o de columna vertebral.
- Personas que consuman medicamentos que provoquen pérdida de calcio en el hueso.
- Cualquier persona que padezca hiperparatiroidismo.
- Personas que hayan tenido una fractura en cualquier parte del cuerpo después de un golpe no muy fuerte. Lo que hace sospechar que tiene los huesos frágiles.
- Niños que padezcan enfermedades genéticas que afecten a la formación del hueso.